Se cumple un mes sin respuesta por el caso Leganés – Levante

El Leganés solicitó repetir el duelo del 5 de octubre porque los árbitros no aplicaron el protocolo VAR en el penalti de Siovas a Roger. La Secretaría de la RFEF sigue sin pronunciarse.

Tal día como hoy de hace un mes, el 5 de octubre, el Leganés perdió contra el Levante en su estadio (1-2). El partido fue un bombardeo pepinero que acabó estrellándose constantemente en Aitor, el meta contrario. Los granotas marcaron en sus dos únicos acercamientos, y uno de ellos llegó con toneladas de polémica. Roger anotó el 0-1 tras un penalti que no fue. Siovas hizo falta al propio Roger, pero fuera del área. Los árbitros no chequearon con el VAR donde tuvo lugar la infracción, motivo por el que el Leganés pidió repetir el partido. Competición se quitó de en medio el caso, se lo pasó a la Secretaria General de la Federación Española (RFEF) y desde entonces en Butarque no han tenido noticia alguna. Por ahora sólo manda el silencio.

Y así seguirá hasta que este organismo, la Secretaría General de la RFEF, decida qué hacer al respecto. Porque al tratarse de un asunto sin precedentes, no existen plazos preestablecidos para que se tome una decisión al respecto. Tampoco Competición, al anunciar que se declaraba no competente, fijo fecha alguna como tope para la resolución del caso. El tema, por tanto, va para largo. La Secretaría General de la RFEF recae sobre Andreu Camps i Povill, toda una autoridad en materia de derecho deportivo en España.

Cabe recordar que el Leganés pide la repetición del partido desde el minuto del penalti (el 44’) alegando que los árbitros del encuentro (Munuera Montero en el césped y Álvarez Izquierdo en el VAR) cometieron un error técnico y no de interpretación. En los audios que facilitó la RFEF queda demostrado que en ningún momento cumplieron con el orden fijado por la reglamentación para la señalización de un penalti. Esto es: primero cerciorarse de dónde tuvo lugar la posible falta y después comprobar si hubo falta o no. En ese partido, además, hubo problemas de comunicación con el VAR. Durante siete minutos se mantuvo por vía telefónica a través del cuarto árbitro y no por fibra directa con los árbitros, como es habitual.

En su recurso, el Leganés (tal y como desveló AS) se apoya en dos casos: un Uzbekistán – Baréin de 2005 y un Italia – Noruega de la Euro sub 19 femenina de 2015. En ambos casos por circunstancias parecidas. Los árbitros de estos encuentros no aplicaron el reglamento y obviaron repetir sendos penaltis en los que se produjeron irregularidades. El Lega cree que estos precedentes (uno de FIFA, otra de UEFA) le dan la razón. Pero por ahora no saben cuál es la respuesta de una petición que, con el paso del tiempo, pierde cada vez más fuerza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *